salt_20180327_214054_139

SAGRARIO RAMIREZ DIAZ

 

  • Lily Pérez, bien posicionada
  • El Gallo Avendaño, cantó y cerró con todo
  • Dibanhi Díaz de la Cerda, “Ni con su bailecito”

 

Con un acto multitudinario realizado en Villa Comoapan, Lily Pérez, candidata a la diputación local por el distrito XXV, de la coalición PAN-PRD-MC, cerró su intensa campaña, con un mensaje dirigido a la ciudadanía, en donde aseguró que con el apoyo de todos, el domingo primero de julio se convertirá en la próxima diputada local por el distrito de los Tuxtlas, “Vamos a ganar, ya nadie nos para”, señaló la Lily Pérez, quien decidió cerrar con ese último evento en el mismo lugar donde inició su campaña.

Y es que la seguridad con la que la candidata se plantó en cada uno de los mítines para dar a conocer sus propuestas y demostrar las ganas que tiene de trabajar por los Tuxtlecos, ha logrado ganar la simpatía de los ciudadanos de los municipios de Hueyapan de Ocampo, Catemaco y San Andrés Tuxtla, colocándola sin lugar a dudas en la más posicionada, por encima de sus adversarios.

“El Gallo Cantó”, Santiago El Gallo Avendaño, candidato del Partido Verde Ecologista de México por el distrito 24, tuvo tremendo cierre de campaña en el municipio de Santiago Tuxtla, en donde se pudo palpar la fuerza del viejo y nuevo PRI, acompañado por el candidato a gobernador José Francisco Yunes Zorrilla, “El Gallo”, Santiago Avendaño Barrios se echó un “discursazo”, que le puso la piel chinita a todos los simpatizantes.

Y es que en el abarrotado evento que pintó de rojo la colonial Santiago Tuxtla, estaba toda la fuerza política del PRI, diversos personajes como Consuelo Rodríguez, Amanda Gasperin y el presidente estatal del partido, Américo Zuñiga, unidos por una sola causa, apoyando con todo a sus candidatos, personajes que sin lugar a duda, serán pieza importante para llevarlos al triunfo el próximo primero de julio.

Y es que no todos los candidatos tienen la simpatía y carisma para atraer la atención de la gente y menos al momento de dar su discurso, como es el caso de Dibanhi Díaz de la Cerda, que a pesar de que en esta ocasión no le cedieron el uso de la palabra, en el último minuto y cuando ya estaban por bajarse del estrado, se armó de valor y todo el micrófono, no logró captar la atención de los ahí presentes, a pesar de que minutos antes de comenzar el mitin también se aventó “Un bailecito”, todo parece indicar que sus esfuerzos no serán suficientes, para convertirse en diputada, ni modo “Suerte para la otra, sigue participando”…